Categoría: Te miro, te escucho

De Twitter: Haz listas.

Una de las ventajas de twitter, es que si eres obsesivo puedes hacer listas. No le veo otra utilidad. Bueno, sí… pero me gusta más que las listas sean el propósito de un hombre obsesivo, alguien que se la pasa catalogando. Alguien que quiere tener las cosas en perfecto orden. En mis ratos libres, he armado listas de personas con avatares en blanco y negro. Listas de personas que sus únicos tuits se refieren al buenos días y las buenas noches. Listas de gente que le toma fotos a su comida, desayuno o cena. Listas de usuarios que empiezan con a y cuyos nombres empiezan con b. El poder de las listas puede mantener una obsesión compulsión a una persona tan ocupada, como si estuviera jugando WoW para conseguir esa espada nivel 275 que siempre deseo… ¿qué? Las listas son una solución para las personas que no pueden conservar un número más frugal de personas a seguir (unas 150-250). No solo eso, también te ahorras las menciones que hacen a otros usuarios que no pertenecen a la lista. Muy útil si tienes contactos que platican en twitter y estás demasiado ocupado, o simplemente no te interesa seguir su conversación. La desventaja de las listas es que, cuando twitter se cae, lo primero que deja de actualizar son las listas. Es lo primero que se rompe. Hay días que se...

Leer más

Un viaje de Café Tacvba

Sólo he sacado mi laptop durante dos viajes en camión. En este que va a Puebla y llegará en dos horas. Y el diciembre pasado, que fui a Guadalajara. En diciembre estaba estrenándola y me pareció buena idea meterle algunos episodios de “House M.D.” para distraerme durante la noche. Insomnio. Esperaba con ganas el insomnio para utilizar mi juguete nuevo. Sin embargo, cuando cayó la noche, sentí pena por molestar a otros pasajeros con la luz de la pantalla. Decidí cerrarla y dormir. Esta vez, sentí la urgencia de escribir algo. Antes escribía en los camiones a mano. Mis a’s y mis e’s, parecían arañas con cada piedritra o cada frenón del piloto. Era una lucha constante contra la física. El ser humano es una persona muy necia. El ser humano, por complacerse así mismo, es capaz de enfrentarse contra leyes muy básicas y universales. No puedo contar las veces que he intentado escribir durante un viaje. La imagen del escritor viajero, sobrepuesta en un microbús. Era ridículo, pero divertido al fin y al cabo. Cuando escribes, o lees, la gente se asoma para ver. Es un espíritu curioso… pues curioso. El mexicano si lee. Sobre todo si se trata del Libro Vaquero. ¿Qué escribía en mis viajes de Tacubaya a Polanco? Terminaba por escribir de lo difícil que era hacerlo en los camiones. Justo como ahora escribo lo...

Leer más

Tuits recientes

Videos recientes

Cargando...