La palabra “vicio” tiene, según la RAE, doce acepciones. La mayoría de ellas se refieren a la exageración de hacer actividades consideradas malas. También está ese dicho que versa: “la ociosidad es la madre de todos los vicios”. Y nadie sabía más de vicios que George Astro, uno de los hombres que más conoce esa palabra en este siglo.

George Sonicjet Sonhannah, mejor conocido como George Astro, nació en Barbera, Suecia el 23 de septiembre de 1962. Después de ser despedido en su antiguo empleo en una fábrica de teléfonos celulares, optó por vivir en el mundo del vicio. Tanta fue su dedicación para obtener el mayor número de ellos que tiene inscrito desde hace varios años su nombre en el libro de récords mundiales. Él logró certificar antes los inspectores la cantidad de cuatrocientos vicios, entre los que destacan: comerse las hormigas que encuentre en cualquier jardín, tocar cada artículo hecho de piel que tenga a la vista, fumar diez cajetillas diarias, jugar Super Mario Bros cada noche hasta las 4 am, besar cada veinte minutos la comisura de la boca de cada una de sus amantes… y muchos más.

El año pasado lo invitaron a una reunión del grupo inscrito en el libro de récords mundiales. Estaba el equipo que había hecho la pizza más grande del mundo, el faquir que tenía la marca de haber dormido con cinco millones de abejas asesinas durante un mes, la mujer con el dedo gordo más grande, el domador que había dado indicaciones a cien animales al mismo tiempo, entre otros.

Unos minutos antes de media noche, se estaba preparando el brindis para celebrar a los festejados y los meseros estaban sirviendo Château Petrus en cada una de las copas de los asistentes. Sin embargo, al momento de llegar con George Astro (que hace unos minutos estaba tocando a la tortuga más vetusta con vida y de la cuál tuvo que alejarse porque el anfibio tosía con el olor a humo de su traje), éste puso la mano sobre la boca del fino recipiente. Entonces el mesero alegó, en forma sorpresiva:

–¡Pero si es uno de los vinos más caros del mundo, señor Astro!

–Lo siento, pero no bebo alcohol. Muchas gracias.

arbolsep-pix
Empezó estudiando comunicación y terminó como huevón de tiempo completo. Apasionado del fútbol, melómano y aprendiz de escritor. Tiene una extraña fascinación por la web 2.0. Ha sido conocido por diferentes nombres; pero tú puedes llamarlo Gerson Obrajero.