La maravillosa Mono y la jubilosa Caro, estuvimos platicando ayer por el messenger y en vez de ponernos de acuerdo para un café, acordamos hacer un post placentero el día de hoy. Me provocó ternura y accedí, porque eso nos obligaría a convertir el amor en una cadena.

arbolsep-pix

Placer